Garantía ordenada por las Entidades que administran justicia, otorgada en el transcurso de un proceso o de una diligencia judicial, por alguna de las partes, con la finalidad de proteger a la contraparte o a terceros, respecto de los perjuicios que puedan surgir de la aplicación de una medida judicial, y por otro lado, garantizar el cumplimiento de los ordenado por el juez con fundamento en la ley.
Estas pólizas garantizan el cumplimiento de obligaciones de origen legal o reglamentarias relacionadas con determinadas actividades     en las cuales posee control directo o indirecto al Estado